20.3.15

El riego enterrado significa ahorro de agua. Un caso en tomate de industria

  • Ahorros de agua del 23% con riego enterrado a 30 cm en tomate para industria según un primer año de ensayo
I+D+i
Efecto de la colocación de la cinta de riego por goteo sobre la producción y calidad en el tomate de industria
Por, S. Millán, R. Fortes, J.A. Gonzalez, M.H. Prieto y C. Campillo
Centro de Investigaciones Científicas y Tecnológicas de Extremadura, CICYTEX, Finca La Orden Ctra.

El agua es un recurso natural esencial, su creciente escasez hace necesario una utilización eficiente de los recursos hídricos existentes. El objetivo del trabajo de estos autores es comparar los sistemas de riego localizado enterrado y superficial en tomate de industria para analizar la respuesta productiva, así como el ahorro de agua en el uso de los mismos.

El ensayo se realizó en 2013 sobre dos variedades de tomate de industria (Malva y UG Early) en una parcela ubicada en la Finca “La Orden”, situada en el término municipal de Lobón en Extremadura, España, (38º51´N,6º50´S). El diseño estadístico fue de bloques al azar siendo el factor de estudio la ubicación de la cinta de riego (superficial, enterrado a 10 cm, enterrado a 30 cm).

La figura muestra el mapa de valores de conductividad eléctrica en ms/m obtenidos en los primeros 30 cm en A
 y en los 90 cm en B

El artículo sobre el  “efecto de la colocación de la cinta de riego por goteo sobre la producción y calidad en el tomate de industria” forma parte de las comunicaciones presentadas en las XIII Jornadas del Grupo de Horticultura de la SECH, celebradas en Logroño, La Rioja, en 2014.

Los resultados de los ensayos realizados por autores del CICYTEX, en Extremadura, España, muestran que el tratamiento que mejor optimiza el agua, sin menoscabo en la producción es el riego enterrado a 30 cm, en dicho tratamiento se produjo un ahorro de agua del 23% respecto a los demás tratamientos.

Diagrama de irritec sobre riego enterrado
En las conclusiones los autores indican que los resultados obtenidos en el ensayo se consideran insuficientes para confirmar las ventajas que se le asignan a la modalidad subterránea, referidas a las mayores eficiencias de aplicación, de distribución y de uso del agua, que deberían evaluarse mediante nuevos ensayos de campo. En este caso durante la campaña 2014 se evaluará el comportamiento de la tubería enterrada a 30 cm, para dos campañas consecutivas sin ser retirada.

El proyecto
Para desarrollar los objetivos del proyecto se estableció un ensayo con un diseño de bloques al azar, siendo el factor a estudiar la ubicación de la cinta de riego: Superficial (Sup), Enterrado a 10 cm (10 cm) y Enterrado a 30 cm (30 cm). El estudio se realizó sobre dos variedades (Malva y UG Early) con diferente desarrollo. Las parcelas elementales eran de 50 m2. Se utilizó una misma metodología de riego para todo el ensayo, considerándose cuatro periodos fenológicos y tres dosis de riego

Los datos de rendimiento y sus componentes se tomaron sobre las líneas centrales de cada parcela elemental del ensayo, utilizando 4.5 m lineales en total. Al llegar a la madurez comercial (>85%) fueron recogidos y pesados la totalidad de los frutos, tomándose el peso total (peso de frutos/planta). Posteriormente se realizaron cuatro submuestras de 50 frutos, para clasificarlos según número de frutos en cada grupo y el peso de los mismos. Con estos datos se obtuvieron las producciones y número de frutos por ha, así como el peso medio de los frutos. Además se efectuaron medidas de calidad del fruto (ºBrix y color).

Instalación de un riego enterrado
(imagen de Naan)
El riego enterrado es mejor como ahorro de agua, en un caso de tomate de industria
El riego enterrado a 30 cm mejoró la eficiencia en el uso del agua, con similar producción y un importante ahorro de agua (23%) respecto a los demás tratamientos.
Los resultados obtenidos en el ensayo se consideran insuficientes para confirmar
las ventajas que se le asignan a la modalidad subterránea, referidas a las mayores eficiencias de aplicación, de distribución y de uso del agua, que deberían evaluarse mediante nuevos ensayos de campo. En este caso durante la campaña 2014 se evalua el comportamiento de la tubería enterrada a 30 cm, para dos campañas consecutivas sin ser retirada.


Información relacionada
El artículo completo de los autores: Efecto de la colocación de la cinta de riego por goteo sobre la producción y calidad en el tomate de industria

Relación completa de autores, del título original y fuente
S. Millán, R. Fortes, J.A. Gonzalez, M.H. Prieto y C. Campillo
Centro de Investigaciones Científicas y Tecnológicas de Extremadura (CICYTEX), Finca La Orden Ctra. A-V, km 372, 06187 Guadajira (Badajoz)

El enlace del artículo corresponde a los documentos de las XIII Jornadas del Grupo de Horticultura y I Jornadas del Grupo de Alimentación y Salud, SECH, Logroño, Junio 2014
Publicar un comentario
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...